domingo, 6 de enero de 2013

ESPERO REGRESAR

Me he separado meses de este espacio, la razón es la mas común... el tiempo. Espero regresar a escribir de vez en cuando, ya que algunas cosas han cambiado.

Estoy viviendo a 2800 msnm, en Quito, y eso cambia la perspectiva de las cosas en muchos terminos, con tanta montaña y tanto loco cerca, me es imposible no caer en la tentación y suspiro cada día con las cumbres cercanas, algunas las subo corriendo, y otras quedan en mi imaginacion para algún día subirlas escalando, estas putas montañas me han enloquecido.

La idea actual, es ir a UTMB en un lapso de tiempo no muy lejano, espero sea en el 2014, en el 2013 ya completaria los puntos y solo faltaria esperar que la organizacion me otorgue un dorsal.

Han pasado dos ultras, el de Imbabura-Ecuador y el de Santiago de Chile, el primero termine destruido pero feliz; en el segundo, con algunos metros de desnivel extra y mucho menos entrenamiento, lo termité muerto y con ganas de mandar al diablo el Trail, la verdad que sufri mucho, hasta las lagrimas del dolor y no me averguenza, no se ni si quiera si me enorgullece, ya que fueron producto de ir hecho el braca, sin haber metido las suficientes largas.

Pero bueno, al final ya tengo 4 puntos de los 7 exigidos para Mont Blanc, este marzo si todo sale bien estaré en la Transgrancanaria, un Trail de 119km que me tiene asustado, si lo termino, los puntos estaran completos, ya que por su dureza otorgan 4 puntos para esa distancia.

Me lesione la rodilla por algunas semanas, pero un buen tratamiento del Dr. Holguin fue suficiente para estar con rodillas como nuevas, que me han permitido meter muchos kilometros. Intento hacer de 100 a 120km semanales con el mayor desnivel posible, punto; ese es mi entrenamiento. Me he tranquilizado bastante, antes para un Iron por poco y pesaba los carbos que comia, ahora salgo a meter 5h de running con lo que haya y no le hago ciencia, es mucho mas divertido.

Por ahi he ido al Antisana con sus mil y un grietas, y me he ido al otro extremo, a la playa, y volver a bucear, muy desestresante y divertido, pero no cambio el hecho de estarme muriendo del frio, colgado en una montaña lejos de Quito y sin patas para regresar.

En cuanto al Triathlon, participe en el Guayasman, un triathlon distancia medio ironman, este año el liquido no falto, nos regalaron 500mts en la natación, y perdi con creces el tiempo ganado al caerme en la bici y partir el aerobar; la rabia por lo sucedido se apodero de mi por lo sucedido, apague el pulsometro y me fui enfurecido el resto de la carrera, resultado, mi mejor bici (2h42 sin tomar en cuenta la caida) y mi mejor running (1h40). Definitivamente, las motivaciones negativas suelen ser mejores que las positivas.

Despúes de todo lo vivido, en resumen ando enamorado de las montañas, corriendo por ellas como loco, pero con la convicción que el Triathlon es el deporte mas saludable, bueno cuando no hay tanto busero y taxista cerca

Unas imagenes de resumen


















  

1 comentario:

Rubi Torres Reyes dijo...

¡Grande Raúl! ¡Grande!